miércoles, 7 de mayo de 2008

Contigo se tropieza mi mirada

SONETO Nº 3
DE
ANTONIO PAVÓN
Contigo se tropieza mi mirada,
a lo largo del día, muchas veces.
Eres aborrecible y te mereces
que te cante la verdad bien cantada.

Por tu pertinacia desvergonzada
que te lleva a mantenerte en tus trece,
a pesar de mis quejas y mis preces,
eres la contrarréplica de un hada.

Eres soso, insolente, machacón.
Crees que la tuya es la única manera
de regir nuestra mente y nuestra acción.

Mas sólo eres un reloj de pulsera
y hoy domingo voy a darte plantón.
Hoy domingo no te quiero a mi vera.

De “Sonetario